(449)500.04.10 contacto@utr.edu.mx

UTR’s Next Generation es un programa que promueve entre la sociedad la multiculturalidad y el bilingüismo a través de ofrecer clases en un segundo idioma a niños, jóvenes y adultos con la finalidad de mejorar las oportunidades de vida y educación de la comunidad, así como impulsar altos niveles de eficiencia y sentido social de nuestros estudiantes de alto desempeño a quienes se capacita para fungir como instructores de clase de idiomas.

 

HISTORIA

Durante los dos primeros años de operaciones de la Universidad Tecnológica El Retoño se detectó una problemática relacionada con el nivel académico y de uso del inglés de las primeras generaciones de estudiantes. Atendiendo a esta necesidad se propuso un programa piloto de apoyo social que consistió en capacitar a los alumnos de alto desempeño, quienes previamente fueron beneficiados con una beca de movilidad al extranjero, para ayudarles a fungir  como instructores e impartir clases a las próximas generaciones de niños entre los seis y doce años de edad de comunidades cercanas a la Universidad.

La aceptación y el éxito del programa dieron como resultado que también se sumaran adolescentes, jóvenes adultos, adultos de mediana edad, así como algunos adultos mayores, de modo que cada cuatrimestre la matrícula ha ido en aumento y  el número de alumnos-instructores ha crecido de igual manera,  a fin de cubrir la necesidad de la población estudiantil.

El programa beneficia a ambas partes. Por un lado el costo del programa y las promociones que se establecieron desde un principio han sido muy accesibles para las familias; y por otro lado, los instructores  reciben de igual manera una beca que les permite recibir un incentivo a cambio de su trabajo social y un apoyo para transporte.  

La inversión inicial fue pequeña, sin embargo el programa UTR’S NEXT GENERATION rápidamente  se volvió autosustentable de modo que ahora funciona con recursos independientes. Se ha establecido como un quehacer permanente de la Universidad, además de que se convirtió en una fuente de generación de ingreso propio. El programa también sirvió para sentar precedente a la formación del CENTRO DE IDIOMAS UTR, el cual va dirigido hacia una población con diferentes necesidades.

 

MISIÓN

Promover una cultura bilingüe entre la sociedad a fin de brindar a la población la posibilidad de aprender un idioma extranjero y contribuir a mejorar de esta manera su vida y sus alternativas de educación, además de capacitar a estudiantes de alto desempeño para enseñar a personas de todas las edades un segundo idioma, y de este modo convertirlos en seres socialmente responsables con su entorno.

VISIÓN

Posicionarnos como la mejor escuela de enseñanza de un segundo idioma para la población circundante a la universidad de modo que encuentren educación de calidad a un costo accesible y sin tener que desplazarse hacia lugares demasiado alejados. 

OBJETIVOS

1. Impulsar entre la sociedad una cultura bilingüe a través de ofrecer a las familias la posibilidad de aprender un idioma extranjero para mejorar las oportunidades de vida y educación.

2. Capacitar a estudiantes de alto desempeño para instruir a niños, adolescentes y adultos en el proceso de enseñanza-aprendizaje y de esta manera coadyuvar para convertirlos en personas trabajadoras, socialmente responsables, y  comprometidos con su comunidad. 

3. Replicar el programa en otras universidades tecnológicas y politécnicas del país a fin de promover la multiculturalidad y bilingüismo entre la población, así como el conocimiento, el respeto y la tolerancia entre los pueblos de un mundo cada vez más globalizado.

 

MODELO DE TRABAJO.

Bajo la supervisión de la maestra María Mónica Aguilar de la Torre, profesora de asignatura del Departamento de Idiomas, entre 13 y 16 alumnos de TSU e Ingeniería de los diferentes programas educativos, diseñan e implementan  cursos de inglés para niños, adolescentes y adultos de 40 horas de duración (diez sábados efectivos y uno de clausura) a lo largo de cada cuatrimestre escolar. Los alumnos cubren 10 horas en casa en el diseño de material y planeación de clase, 6 horas de capacitación en micro-enseñanza y 4 horas frente a grupo, para cubrir un total de 20 horas de trabajo becario por semana.

A lo largo del proceso se confirma la adquisición de las competencias genéricas y docentes en los estudiantes a través del desarrollo de su capacidad de análisis, planeación, ejecución, síntesis, creatividad y diseño de material e información para la impartición de los contenidos temáticos del curso, además del desarrollo y aplicación de sus habilidades y talentos gerenciales como el liderazgo, la resolución de problemas y toma de decisiones entre otras, mediante  la participación en el programa.

Más del 80% de los estudiantes universitarios que han participado en el programa han sido becarios de movilidad internacional. El 20% restante corresponde a los alumnos que son candidatos en espera del siguiente periodo de movilidad, ya que sin duda existe un incremento evidente en el nivel de dominio del idioma y de otras competencias.

El tipo de población que se atiende viene de comunidades alejadas de la ciudad de Aguascalientes, de tal manera que el mercado meta del programa era en un principio dirigido a las pequeñas poblaciones que circundan la universidad. Más tarde el público de la ciudad comenzó a asistir debido al buen manejo de la publicidad, la página de la universidad y las redes sociales, pero de manera principal, por la recomendación de la gente.

Además de todo cuanto se ha dicho, el impacto social envuelve a todo tipo de estudiantes, no solamente aquellos que trabajan como instructores sino también aquellos que aspiran a formar parte del programa y se esfuerzan durante el cuatrimestre por alcanzar el nivel para la siguiente convocatoria, y aquellos que ayudan durante las campañas de publicidad con posters o al traer amigos o parientes y recomendar el programa.